HISTORIA

​​​

El Pazo do Faramello es un edificio de comienzos del siglo XVIII de estilo barroco compostelano civil, con marcadas influencias italianas que delatan el origen genovés de su fundador, el Marqués de Piombino.

Situado en pleno corazón de la Comarca del Sar, se encuentra equidistante en 12 km de Padrón y  de Santiago de Compostela,  y es el último Pazo atravesado por el Camino de Santiago portugués antes de llegar a la capital compostelana.

La finca abarca una superficie de 398.000 m2 y el edificio principal supera los 2100 m2 magníficamente construidos. Destaca entre la élite de los grandes pazos gallegos  por su origen industrial, ya que se fundó a partir de la Real Fábrica de Papel del Faramello, 1710, pionera y abanderada de la industria gallega por más de dos siglos y de la  cual todavía se pueden visitar los antiguos molinos con sus correspondientes aperos.

El Pazo está construido en terrazas sobre el cañón del río Angueira (Tinto), rodeado por una fragua en frágil equilibrio, pero mantenida en perfecto estado y en permanente recuperación. Este esfuerzo de conservación se ve ampliamente recompensado con la asombrosa biodiversidad del lugar; nutrias, búhos, garzas reales, patos silvestres, truchas, ranas bermejas, ardillas, hurones, martín pescador, zorros rojos, especies amenazadas como el lagarto das silvas  de color turquesa encuentran en el Faramello un reducto de protección.

Abundan las referencias históricas y literarias del Pazo, en sus antiguas caballerizas se albergó el arsenal contra las tropas francesas en las revueltas del 2 de Junio de 1808  y  ha sido referencia literaria de algunos de los más ilustres escritores gallegos (Rosalía de Castro, Emilia Pardo Bazán, Cela…). Cabe destacar que es uno de los entornos principales de la novela de Alejandro Pérez Lugín “La casa de la Troya”, de 1915, reflejo estudiantil de la nobleza compostelana y, en su época, una de las novelas más leídas del castellano.

Emblema galaico, cabe señalar que  el Pazo descansa bajo los pies del legendario castro celta de la Reina Lupa .

 

El Pazo do Faramello sirvió de residencia estival de S.M. el Rey Alfonso XIII y del Infante D. Luís de Baviera en sus visitas a Santiago.

La capilla del Pazo (1727) alberga un impresionante retablo de madera realizado por uno de los escultores barrocos capitales en la Catedral de Santiago, el maestro José Gambino,  nacido en el Pazo.

El Señor del Faramello ostenta el honor, jamás ejercido, de poder entrar en la Catedral de Santiago a caballo, derecho otorgado por Privilegio Real en 1815.

Castro-gil

  • Wix Facebook page
  • Wix Twitter page
  • Instagram Social Icon
  • Wix Google+ page
  • YouTube Social  Icon
  • Trip Advisor Social Icon
  • LinkedIn Social Icon